Blog

Tendencias TI 2019: El vínculo entre la tecnología y el ser humano

Tendencias TI 2019: El vínculo entre la tecnología y el ser humano

En los últimos años, la tecnología se ha convertido en una extensión del ser humano para realizar “casi” todas las labores de su vida cotidiana. Desde aprender a tocar un instrumento o cocinar mediante un tutorial en YouTube, tomar un curso en línea o un webinar para actualizar sus conocimientos, hasta que el doctor realice una microcirugía a través del robot Da Vinci, entre muchas otras cosas.   
 
Además, los diversos avances tecnológicos siguen disrumpiendo de manera acelerada el mundo de los negocios. Esto ha dado paso a la Industria 5.0, la cual tiene como objetivo devolver el toque humano a una amplia gama de aplicaciones en manufactura y producción dentro de un escenario donde convergen las capacidades de los robots y las habilidades de las personas.
 
No cabe duda que la revolución digital ha cambiado a la industria en su totalidad, ya que, al integrar máquinas, Internet de las Cosas (IoT), tecnologías en la nube e inteligencia artificial (AI) en los procesos productivos, se habilitó un entorno de trabajo cada vez más adaptable y listo para el cambio.  De esta manera, se impulsa una fuerza industrial conectada en la que el capital humano y las TI reinventan los procesos de producción y negocio.
 
Según datos de la consultora Accenture, en 2020, 85% de los líderes mundiales de empresas manufactureras prevén que sus líneas de producción contarán con robots colaborativos (cobots) que trabajarán en conjunto con el personal dentro de sus plantas.
 
Ante este panorama, la quinta revolución industrial se convierte en una prioridad debido a la alta demanda de los consumidores por personalizar las mercancías que adquieren, mayor rapidez y calidad en la manufactura, así como usar energías renovables y minimizar el impacto al medio ambiente.  
 
La consultora Gartner recomienda a los líderes empresariales aplicar la inteligencia artificial en ambientes de trabajo, así como en los productos y/o servicios que ofrecen a los clientes. Además, se requiere mapear dónde la AI puede automatizar o aumentar las actividades humanas.
 
Dentro de las tendencias TI que habrá que seguir a lo largo del año se encuentran:

1. Gemelos digitales. Facilitarán la toma de decisiones al comprender de mejor forma, a través de una representación digital, el estado de los objetos o sistemas del mundo real, como por ejemplo una red eléctrica o una ciudad inteligente.  Esto permitirá responder a los cambios de su entorno, mejorar sus operaciones y agregar nuevas características.

2. Empowered edge. Se refiere al enriquecimiento exponencial de dispositivos, servicios en la nube y sistemas de comunicación con capacidades impulsadas por AI.

3. Cosas autónomas. Objetos que usan la AI para automatizar las funciones realizadas por personas, como los vehículos autónomos, robots, drones, wearables o gadgets, los cuales interactúan de forma natural con su entorno y los usuarios.


4. Analítica aumentada. Utiliza el aprendizaje de máquinas (machine learning) para transformar la forma en que se desarrolla, consume y comparte el contenido analítico para impulsar la inteligencia de negocios. Además, aumenta el perfil y calidad de los datos, así como mejorar su armonización, modelado, gestión, desarrollo de metadatos y catalogación.  

5. Espacios inteligentes. Crear entornos que integren tecnologías y tendencias que apoyen labores específicas en la industria o mejoren la experiencia de los usuarios. Por ejemplo, espacios de trabajo digitales o fábricas conectadas.

6. Ética digital y privacidad. Será necesario redoblar los esfuerzos en ciberseguridad, así como regular y estudiar los futuros desarrollos tecnológicos para generar productos y servicios sin vulnerabilidades.

7. Computación cuántica. En teoría, esta tecnología tiene la capacidad de realizar millones de cálculos a la vez y se podría aplicar, por ejemplo, en medicina personalizada y optimización de patrones de reconocimiento.

8. Desarrollo impulsado por AI. Explora la evolución de innovaciones tecnológicas y mejores prácticas para integrar las capacidades de inteligencia artificial en distintas aplicaciones. Será clave la asociación del binomio científicos de datos-desarrolladores de apps.

9. Experiencias inmersivas. Promueven la interacción a distancia mediante el desarrollo e implementación de una combinación de plataformas de realidad virtual (VR), aumentada (AR) y mixta (MR).

10. Blockchain. Reducirá las discrepancias en las transacciones entre compañías, usuarios y tecnologías. También minimizará costos y tiempos de transacción, además de mejorar los flujos de efectivo. 
 
El poeta, dramaturgo y novelista francés Víctor Hugo mencionó que: “El futuro tiene muchos nombres. Para los débiles es lo inalcanzable. Para los temerosos, lo desconocido. Para los valientes es la oportunidad.” De la misma forma, 2019 se vislumbra como un año de grandes retos, pero también de enormes oportunidades a capitalizar.
 
Es momento de echar un vistazo a las tendencias TI que seguirán modelando la realidad empresarial y el estilo de vida de la población en los próximos años, no sin antes estar convencidos de que la transformación digital (DX) es el camino por el cual las organizaciones deben avanzar hacia el futuro próximo.

Comparte el post: